Inicio / Suplementos / Sociedad, Ciencia y Tecnología / Ciencia y Salud / Sexo oral para ellas: El cunnilingus, una enloquecedora fantasía sexual

Sexo oral para ellas: El cunnilingus, una enloquecedora fantasía sexual

El protagonista indiscutible del cunnilingus es el clítoris y por supuesto, la lengua

Dicen los especialistas de la Federación Española de Sociedades de Sexología (FESS) que el cunnilingus puede provocar gran placer en las mujeres hasta conducirlas al orgasmo, pues es más fácil llegar al clímax con los rápidos y húmedos movimientos de la lengua que sólo con los dedos. Cuando entran en juego todos estos elementos el placer es inimaginable. Una completa y enloquecedora fantasía sexual.

Y es que el clítoris es el punto más sensible de la anatomía de la mujer, a lo que ayuda la zona que lo rodea, los labios menores se hinchan con el deseo. También la entrada de la vagina y la zona que se encuentra alrededor del ano son zonas muy erógenas. Todas ellas grandes captadoras de placer.

Según investigaciones realizadas en los últimos 40 años, el sexo oral es cada vez más aceptado como práctica habitual. Sin duda, para Laura Sunset es una de las prácticas más deliciosas. Me declaro fan del sexólogo Ian Kerner tras leer en su libro She comes first “el cunnilingus debería ser la lengua nativa de todo hombre”.

Para una experiencia realmente placentera es aconsejable seguir un protocolo, vamos a llamarle ‘instrucciones de uso’. Básicas son la higiene, confianza, imaginación y ganas de disfrutarlo.

Antes de lanzarse directamente a un cunnilingus, es recomendable empezar con caricias para excitar y preparar la bajada. El siguiente paso es ya besar la zona, un gesto más complicado de lo que puede parecer y es que cuando meten la cabeza entre las piernas se pierde el contacto visual y el momento alcanza un intimidad toral, momento para el que debemos estar preparadas y dejarnos llevar de forma natural.

Y es entonces cuando se abre paso a la imaginación y a la maestría de unos labios que besan, acarician, mordisquean y una lengua que lame, oprime y se mueve suave o rápidamente, eso ya depende del gusto de la homenajeada. Importante, dile como prefieres que te estimule, porque una mala actuación puede arruinarte la experiencia.

Algunas opciones
Teniendo en cuenta que el momento, el ritmo, la presión, el lugar y la técnica son factores individuales y específicos, he aquí algunas opciones para un cunnilingus placentero:
  • Lamer directamente el clítoris, haciendo círculos lenta y suavemente e ir poco a poco aumentando la velocidad y la intensidad de los movimientos de la lengua.
  • Chupar el clítoris con los labios mientras con la lengua lo estimulas.
  • Introducir los dedos suavemente mientras lames el clítoris.
  • Lamer con la lengua desde el ano pasando por el perineo y la vagina, hasta llegar al clítoris.
  • Toquecitos con la nariz y ligeros soplidos aumentan más si cabe la excitación.
  •  Sin dejar de usar la lengua puedes acariciarle los pechos, complemento perfecto.
Con estas instrucciones el orgasmo está prácticamente garantizado. En caso de no llegar, sí os aseguro que puede transportarnos a un paraíso de placer que nos hará querer más y más.

Fuente mundiario.com

Acerca de Imagen Primero

Portal digital de noticias y fotografía social ||| Utilizamos la ultima tecnología y marcamos tendencias con un año de antelación a todos los grandes medios locales y regionales, que siguen nuestros pasos. Ciudad de Corrientes (Argentina).